Covid 19 - Información - Partes en los asuntos ante el Tribunal de Justicia

Adaptación de la actividad jurisdiccional

[27/01/2021]

Debido a la crisis sanitaria actual, el Tribunal de Justicia se vio obligado a adaptar sus métodos de trabajo a partir de marzo de 2020. Estas adaptaciones afectan tanto al desarrollo de la fase escrita ―y, en particular, a la prórroga de determinados plazos para la presentación de escritos u observaciones de las partes― como al de la fase oral del procedimiento.

La presente comunicación tiene por objeto resumir, para conocimiento de las partes y sus representantes, el conjunto de esas medidas. Dado que tales medidas son objeto de frecuentes adaptaciones en función de la evolución de la crisis sanitaria, se aconseja a las partes y a sus representantes que consulten regularmente el presente sitio web.

Plazos procesales

Los plazos procesales siguen su curso a pesar de la crisis sanitaria y las partes tienen la obligación de cumplirlos, sin perjuicio de la eventual aplicación del artículo 45, párrafo segundo, del Protocolo sobre el Estatuto del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (en lo sucesivo, «Estatuto»).

Atendiendo a las especiales circunstancias del momento y con el fin de permitir a los interesados a que se refiere el artículo 23 del Estatuto disponer, en dichas circunstancias, de un lapso de tiempo suficiente para presentar observaciones útiles sobre las peticiones de decisión prejudicial planteadas al Tribunal de Justicia, el plazo para la presentación de observaciones escritas sobre las peticiones de decisión prejudicial se prorrogará en un mes. Este mes adicional ―que no afecta a los asuntos prejudiciales tramitados por el procedimiento acelerado o el procedimiento de urgencia― se añade al plazo de dos meses y diez días resultante de la aplicación combinada de los artículos 23 del Estatuto y 51 del Reglamento de Procedimiento del Tribunal de Justicia.

Vistas orales

Con el fin de garantizar el óptimo desarrollo de las vistas orales, tanto desde el punto de vista logístico como desde el punto de vista sanitario, se han adoptado todas las medidas necesarias, pero la celebración y el desarrollo de las mismas siguen dependiendo lógicamente de las decisiones adoptadas por las autoridades nacionales en su lucha contra la propagación del virus. Si una parte se encuentra en la imposibilidad absoluta de desplazarse a Luxemburgo, podrá admitirse, con determinadas condiciones, su participación en la vista a través de videoconferencia. Por otra parte, no cabe excluir que, debido a las dificultades creadas por el Covid-19, algunas vistas deban sustituirse por preguntas a las partes que habrán de responderse por escrito.

En aras de la adecuada organización de las vistas, en particular en el aspecto lingüístico, los representantes de las partes deberán informar cuanto antes a la Secretaría de su comparecencia en las mismas o de los eventuales impedimentos.

Comunicación con las partes — Importancia de la aplicación e‑Curia

Con el fin de facilitar la comunicación con las partes en este período de crisis, se anima encarecidamente a los órganos jurisdiccionales de los Estados miembros y a los representantes de las partes que no dispongan aún de una cuenta e-Curia a descubrir esta aplicación segura (e-Curia), que permite presentar y notificar escritos procesales por vía electrónica en los asuntos planteados ante el Tribunal de Justicia. Todas las explicaciones relativas a las funcionalidades de esta aplicación y a los procedimientos de apertura de una cuenta se encuentran aquí: e-Curia.

Debido a las circunstancias, los formularios de solicitud de apertura de cuentas transmitidos a la Secretaría por correo electrónico se admitirán, con carácter excepcional, siempre que vayan acompañados de los justificantes necesarios, debidamente firmados y escaneados.

Medidas sanitarias adoptadas con el fin de garantizar el adecuado desarrollo de las vistas orales (aplicables al Tribunal de Justicia y al Tribunal General)

A raíz de las decisiones del Tribunal de Justicia y del Tribunal General de reanudar progresivamente la celebración de vistas orales a partir del 25 de mayo de 2020, se adoptaron las más estrictas medidas sanitarias, de conformidad con la normativa adoptada por las autoridades luxemburguesas, para garantizar el desarrollo de las vistas en las mejores condiciones posibles.

Estas medidas afectan tanto al acceso a los edificios de la institución y a las normas que han de observarse durante los desplazamientos en el interior de estos (I) como a la forma de organización de la propia vista, que se ha adaptado a las circunstancias excepcionales del momento (II).

I. Acceso a los edificios de la institución y normas de conducta esenciales en el interior de estos

El acceso de los representantes de las partes a los edificios de la institución se efectúa exclusivamente por la entrada del edificio Erasmus (rue du fort Niedergrünewald, L‑2925 Luxemburgo).

El procedimiento de recepción de los representantes de las partes es similar al habitual, excepto un control a distancia de la temperatura (no se permitirá la entrada a los edificios de quienes tengan una temperatura superior a 37,5ºC).

Si a su llegada a las dependencias de la institución, los representantes de las partes no disponen de mascarillas apropiadas, el servicio de seguridad les hará entrega de una mascarilla. Deberán llevarla en todo momento durante sus desplazamientos dentro de los edificios de la institución y en cualquier lugar en que no pueda respetarse una distancia interpersonal de dos metros.

Al igual que todo el personal de la institución, los representantes de las partes deberán leer atentamente las indicaciones expuestas en los paneles de señalización y respetar escrupulosamente las consignas que en ellos se establecen. A estos paneles se añadirá, en su caso, la oportuna señalización en el suelo y en las paredes.

Por último, ha de señalarse que existe un servicio de restauración restringido.

II. Organización de las vistas orales

Con el fin de garantizar un elevado nivel de protección sanitaria, antes y después de cada vista oral se llevan a cabo operaciones de desinfección de mesas, micrófonos y auriculares.

La institución no pone togas a disposición de los representantes de las partes. Por lo tanto, se ruega a los agentes y abogados que traigan su propia toga a efectos de participar en la vista oral, pero, si ello no fuera posible, el Tribunal de Justicia y el Tribunal General admiten, como excepción a las normas aplicables, que los representantes de las partes actúen en la vista sin toga.

Contrariamente a la práctica habitual, los miembros de la formación jurisdiccional no se reúnen con los representantes de las partes antes del inicio de la vista. La presencia efectiva de dichos representantes la comprueban, antes de la vista, el Secretario de la vista y el ujier de estrados.

Se han adoptado asimismo las disposiciones necesarias para garantizar el cumplimiento de las normas de distanciamiento físico dentro de cada sala de vistas. Los representantes de las partes son ubicados de tal manera que se respete una distancia de dos metros entre cada uno de los presentes en la sala.

Es obligatorio el uso de mascarilla en la sala de vistas. Los representantes de las partes tomarán la palabra desde el lugar que se les haya indicado. En el supuesto de que varias personas deban utilizar un mismo micrófono, este se limpiará y desinfectará tras cada intervención.

Los representantes que, en su caso, deseen presentar el texto o las notas escritas de sus informes orales para las necesidades de los servicios de interpretación, deberán hacerlos llegar, en la medida de lo posible, antes de las doce del mediodía (hora del Gran Ducado de Luxemburgo) del día laborable anterior al de la fecha de la vista a la dirección Interpretation@curia.europa.eu